• Ballestas Group

Más cambios de la Fed

El PIB de EE.UU. se contrajo 1,4% trimestral anualizado durante el primer trimestre, bajo el crecimiento esperado de 1,1%. La economía se vio impactada en los primeros meses del año por un enorme déficit comercial debido a las constantes presiones en las cadenas de suministros. Las importaciones superaron a las exportaciones dado que la oferta no fue capaz de satisfacer la demanda, mientras el consumo muestra fortaleza acelerándose respecto al trimestre previo en medio de un mercado laboral robusto que disipa escenarios de recesión. El rendimiento de los bonos del Tesoro EEUU a 10 años subió el viernes, cotizando a 2,9%, pero por debajo de su reciente máximo de finales de 2018. El indicador de inflación favorito de la Reserva Federal, el índice de precios de gastos de consumo personal básico de marzo aumentó un 5,2 % durante el año, ligeramente por debajo de lo esperado. Este crecimiento tan fuerte probablemente consolide la intención de la Reserva Federal de aumentar las tasas de interés en medio punto porcentual en mayo. Las acciones terminaron una semana salvaje con caídas modestas por cuarta semana consecutiva, cayendo entre un 2% y 4%, extendiendo una liquidación que ha arrastrado al S&P 500 a su racha de pérdidas semanales más larga en más de una década. Los principales índices bursátiles cayeron en las últimas sesiones, ya que los inversores han tratado de medir el impacto del plan de la Reserva Federal para aumentar las tasas de interés en la economía. Muchos inversionistas se encuentran atrapados entre esperanzas contrapuestas: que los aumentos de tasas sean lo suficientemente significativos como para controlar la inflación en rápido aumento, pero no tan grandes como para descarrilar el crecimiento económico. El NASDAQ entró en un mercado bajista, habiendo perdido un 23% desde su máximo histórico el 19 de noviembre de 2021.



0 views0 comments